10 Pasos para Iniciar en el Trabajo Freelance

Tener un trabajo freelance o un negocio propio es un proceso que no sólo lleva unos trámites para ser independiente sino que también lleva una serie de pasos que van desde la idea del negocio hasta el propio desarrollo de lo que se quiere hacer hasta conseguir que la rentabilidad sea lo suficiente.

Alejandra Villegas
Alejandra Villegas
7 de mayo · 638 palabras.
 Tener un trabajo freelance o un negocio propio es un proceso que no sólo lleva unos trámites para ser independiente sino que también lleva una serie de pasos que van desde la idea del negocio hasta el propio desarrollo de lo que se quiere hacer hasta conseguir que la rentabilidad sea lo suficiente para poder asumir los cargos que conlleva ser trabajador freelance que, como bien sabemos, son muchos.

Aunque lo parezca, tener un trabajo freelance o un trabajo desde casa por internet, no es tarea fácil. Son muchas las cuestiones a tener en cuenta. Pero si usted ha decidido hacerlo es porque ha sopesado previamente los pros y los contras de esta situación laboral. Ya sabe que todo el peso del trabajo y la falta de trabajo recaerá sobre usted, que es el responsable de su reputación y también de su profesionalidad.

Aquí encontrará una lista con 10 puntos clave para que desarrolle una óptima carrera profesional por su cuenta:
Lo primero que se tiene que hacer es conocer la viabilidad del negocio y las posibilidades que se tienen en este negocio. Hay que conocer las propias habilidades y en función de esto crear un negocio, pero no hacerlo en función a algo que no se puede hacer perfectamente aunque pueda dar más dinero.

Valora el presupuesto con el que se cuenta y adapta tus necesidades a él, contando también con un presupuesto para imprevistos. Se puede montar un negocio con poco dinero o pocos recursos hasta ir ampliándolo poco a poco, pero para ello es necesario planificar en qué se va a utilizar el dinero.

Lo siguiente que hay que hacer es armar un portafolio, por lo que hay que tener una serie de trabajos profesionales realizados que se puedan poner en él. Pueden valer trabajos hechos para uno mismo, para amigos o para empresas locales que se ofrezcan a buen precio. Lo importante es empezar a tener algo, ya que después se puede ampliar y mejorar el portafolio. Esto va a costar a veces trabajar por muy poco.

Escoge un área de trabajo freelance. Se debe elegir la zona en que se trabajará, ya que se va a pasar mucho tiempo en ella. Además de esto, se debe optimizar el lugar de trabajo con las mayores comodidades.
Buscar clientes. Se necesitará buscar clientes por todos los medios posibles, no sólo para armar y montar el portafolio sino para seguir ganando en experiencia y confiabilidad. Al principio será complicado pero una vez se empieza va a ser mucho más complicado.

Las tarjetas de visita, de presentación y demás motivos publicitarios que se pueden dar a los clientes van a ayudar a darse a conocer.

Establece metas a corto, medio y largo plazo. Deben ser metas que se pueden conseguir y metas que motiven, no deben ser metas demasiado sencillas.

Cumple con los plazos acordados y con el trabajo tal cual se ha pactado. Es muy importante ganar la confianza de los clientes además de dejarlos satisfechos, ya que por ellos pueden surgir más clientes.

No te desesperes. Al principio las cosas van a ser complicadas, y en ocasiones no se van a alcanzar las metas propuestas pero esto no quiere decir que no lo vayas a conseguir. Si otros que se lo han propuesto lo han conseguido, tú también puedes.

Aprende a crecer. Cada vez que el negocio crece, el trabajador freelance debe ir adaptándose a la nueva situación con todo lo que ello conlleva.

No existen fórmulas para el trabajo de freelance pero sin duda la experiencia de muchos puede enriquecer nuestra perspectiva.
 empleo freelance, negocio freelance, teletrabajo, trabajar desde casa, trabajo desde casa, trabajo en casa, trabajo por internet

Comparte tu conocimiento y tus intereses con el mundo.

Publica un artículo →