👁 Está leyendo nuestra sección de Salud de Deportistas (Deportes). Los artículos en nuestro sitio no dispensan asesoramiento médico, legal o financiero. La información presentada aquí es para fines educativos o de entretenimiento solamente. El lector es responsable de sus propias acciones en caso de utilizar cualquier información contenida en este sitio.

La Creatina

La creatina se ha convertido en uno de los suplementos más populares entre los atletas profesionales y los entusiastas del fitness. Si estás buscando un aporte extra de energía en tus entrenamientos, la creatina es el producto que estás buscando.

Miguel Silva
Miguel Silva
24 de March · 960 palabras.

¿Qué es la creatina?

La creatina es un ácido orgánico nitrogenado que se produce de manera natural en el cuerpo humano. Este componente se sintetiza principalmente en el hígado y ayuda al suministro de energía a las células de todo el cuerpo, y en particular a las células musculares. Este ácido se basa en tres aminoácidos: arginina, glicina y metionina.

La creatina se transporta a través de la sangre para poder llegar a todas las células de nuestro cuerpo. Es fundamental para nuestros músculos, pues son estos los que tienen una mayor demanda de energía, además del cerebro. Casi el 95% de la creatina se almacena en el músculo esquelético. Como hemos comentado, la creatina se sintetiza en el cuerpo humano, pero también la podemos obtener a partir de nuestra dieta. Productos alimenticios como la carne roja o el pescado nos aportan grandes cantidades de creatina a través de sus proteínas.

 

¿Para qué se utiliza?

Gracias a su capacidad para el suministro de energía, la creatina se ha popularizado durante las últimas dos décadas entre los atletas profesionales y aficionados al fitness y al culturismo, ya que les permite mejorar su rendimiento deportivo y entrenar más duro y por más tiempo. A diferencia de los esteroides, es un producto aceptado por comités como el Comité Olímpico Internacional y muchos atletas profesionales la utilizan.


Pero la creatina no se utiliza solo por los atletas para mejorar su rendimiento general, si no que también puede ayudar a tratas una gran variedad de trastornos neuromusculares y enfermedades neurodegenerativas, como la artritis, el Parkinson, una insuficiencia cardíaca, la depresión y mejorar sustancialmente la capacidad cognitiva. Este es un campo que se está estudiando con más profundidad por la comunidad científica actualmente.

En cuanto a lo meramente deportivo, los atletas toman suplementos de creatina para mejorar su rendimiento, sobre todo en entrenamientos de alta intensidad. Es una buena idea si estás buscando esa ayuda extra para levantar esa última repetición o subir un escalón más. Varias investigaciones han demostrado que el uso de creatina puede aumentar la potencia máxima y el rendimiento anaeróbico de alta intensidad de trabajo hasta en un 15%.

La creatina y el volumen

Otro de los efectos que produce la creatina es un aumento del volumen de los músculos. En un principio, es debido a la gran retención de agua que se produce mientras se toma creatina. La creatina tienden a absorber el agua de todo el cuerpo hacia las células musculares. Es muy importante mantenerse constantemente hidratado mientras utilizamos esta suplementación. Este efecto también ha provocado uno de los mayores mitos alrededor de la creatina, según el cuál, no habría un aumento real del volumen muscular.

Es evidente que al retener mucha más agua, notarás una especie de hinchazón y ganarás volumen y peso rápidamente durante la primera etapa. Este exceso provocado por el agua lo perderás una vez dejes de tomar creatina, pero esto no quiere decir que vayas a perder todo el músculo ganado gracias a este suplemento. La creatina acelerará la síntesis de proteínas en los músculos, lo que creará el tan ansiado músculo real y que no perderás una vez dejes de tomar creatina.

¿Cómo tomamos creatina?

Se aconseja empezar a tomar creatina con una fase de carga de hasta 20 gramos por día durante un máximo de cinco días. Gracias a esta primera fase, tus reservas musculares de creatina se llenarán. A partir del sexto día, puedes llevar una fase de mantenimiento con unos 5 gramos de suplemento diario.

Puedes experimentar ciertos efectos secundarios, sobre todo durante la fase de carga, así que esta puede ser opcional. También se recomienda tomar la creatina justo después de la sesión de entrenamiento, que será cuando tus músculos se muestren más receptivos para acojerla.

La creatina se ha demostrado segura en muchos ensayos clínicos, así que no tiene ningún riesgo para tu salud. No obstante, recuerda utilizar cualquier suplemento con moderación y consultar a tu médico si tienes cualquier duda.Más información en el blog sobre la creatina.

Comparte tu conocimiento y tus intereses con el mundo.

Publica un artículo →