Dora Carrasco Cumple 100 Años

El próximo día 23 de Enero cumplirá sus 100 años la distinguida pedagoga Narcisa Carrasco García (conocida como Dora Carrasco) viuda de Menéndez, en su querido Caibarién.

Jorge Menéndez Carrasco
Jorge Menéndez Carrasco
10 de enero · 1100 palabras.
LA DOCTORA DORA CARRASCO CUMPLE 100 AÑOS EL PROXIMO DIA 23 DE ENERO DE 2012 EN CAIBARIEN, VILLA CLARA, CUBA.
El 7 de Julio de 1930 obtuvo el Título de Maestra Normalista en la Ciudad de Santa Clara. El día 21 de Octubre de 1933 fue nombrada maestra de la Escuela Rural en la finca “Guaní” del propio Municipio, realizando entre otras obras: la construcción de una casa para la Escuela con el apoyo de los campesinos del lugar, sus instalaciones sanitarias y un huerto escolar. Allí conoció y lucho por mejorar las condiciones de vida, la educación sanitaria y la instrucción de todas las familias de la zona. A los dos años, un 15 de Octubre de 1935 fue trasladada en reconocimiento a su labor y por sus derechos en la Escala del Distrito, para el Aula de primer grado en la Escuela Nº6 “Enrique José Varona” conocida con “Colegio de Mayán”. Allí se destacó por su inmensa dedicación hacia los niños más pobres y desvalidos a los que conseguía ropa, zapatos y útiles escolares para que no abandonaran la escuela. Cuentan que en uno de estos cursos tenía entre sus 32 alumnos a 20 de la raza negra que no eran bien acogidos por otros maestros, abundaban los Caturla, los Boffil, los Escobar y los Gómez, entre otros, a los que gestionaba zapatos a precio de costo en “La Casa Vito” y pagaba muchas veces de su bolsillo. También que curaba la pediculosis a sus alumnos y contaba con un botiquín de medicamentos que les facilitaba cuando se los prescribían. Adquirió la fama de que: con Dora no hay muchacho que no aprenda a leer, comprometiéndose con la difícil tarea de acoger y enseñar a alumnos de otras escuelas con déficit intelectuales, lo que la ayudó a confeccionar un método didáctico para el aprendizaje de niños con limitaciones que fue recomendado y aplicado en todo el país. En 1944 terminó satisfactoriamente sus estudios en la Universidad de la Habana y obtuvo el Título de Doctora en Pedagogía. Su Tesis Doctoral con el Título: Problemas del niño y el adolescente campesino en Cuba, a pesar de lo agudo, polémico y controversial del tema para la época y de denunciar algunos atropellos y abusos que se cometían, y proponer atrevidas soluciones, obtuvo la máxima calificación del Tribunal y el derecho a publicación.
En los cursos 1943-44 y 1944-45 fue considerada la Mejor Maestra Primaria del País, otorgándosele Premios en Metálico y Diplomas de Honor.
El 7 de Junio de 1945 y por su competencia profesional fue nombrada Profesora de Dibujo (Artes Plásticas) en la Escuela Primaria Superior “Antonio Arias García” de Caibarién. En esta, presentó durante varios años a distintos alumnos en Concursos Nacionales, Provinciales y Municipales de Dibujo y Pintura, obteniendo varios premios y Diplomas para su Escuela y para ella como Profesora. Entre ellos dieron sus primeros pasos bajo su tutela prestigiosos pintores profesionales con fama nacional e internacional como: Los hermanos Del Toro, Luis Cabrera Crespo, Juan Vázquez, Enrique Rivera, Esther Barceló, María Vázquez, etc., y más tarde Flavio Garciendía y otros.
Entre otros méritos adquiridos por esa época, cursó estudios de Perito-calígrafo y laboró como tal, participó en la elaboración de libros de Caligrafía, trabajó voluntariamente como profesora de la primera “Escuela de Comercio de Caibarién” desde su fundación, conformó junto a la Prof. María Raggi de Alonso la primera banda de música de Escuelas Públicas de Caibarién, ayudó incondicionalmente a los Colegios “Maristas” y “Del Apostolado” en la confección y organización de materiales docente-educativos, participó en proyectos estructurales de La Playa de Caibarién y la Carretera a Ensenachos. Tuvo además una destacada participación en la Campaña de Alfabetización del Año 1954 y recibió diploma al mérito por su destacada labor organizativa en esta.
El 20 de Mayo de 1959 fue condecorada con Medalla de Oro y Diploma de Honor por más de 25 años de servicios consecutivos a la Escuela Pública con expediente inmaculado por la Srta. Graciela Aristondo González, Delegada del Ministro de Educación y por el Dr. Marcelo Salado de la Torre entonces Comisionado Municipal.
Al desaparecer la Primaria Superior, pasó a laborar en la Escuela Secundaria Básica “Antonio Arias García” en principio como profesora de Artes Plásticas y posteriormente de Física, las que podía realizar indistintamente y sin dificultades, por sus capacidades y maestría pedagógica. Más tarde se trasladó a la Secundaria Básica “Julio Antonio Mella” donde por su excelente labor en todos los sentidos obtuvo el reconocimiento de “Trabajadora Vanguardia Nacional”, pero donde también tuvo que enfrentar la penosa situación de pedir la jubilación sin desearlo, al exigírsele abandonar su práctica religiosa como católica como requisito indispensable para poder continuar ejerciendo la docencia.
Así culminó lastimosamente la vida laboral de esta GRAN PEDAGOGA, que supo enseñar y educar como nadie, que nos sigue enseñando y educando con su ejemplo de vida intachable de hija, madre y esposa, que ha sabido honrar y honra todavía a su familia, a sus amigos y a sus alumnos de siempre.
En 1959 al ser Condecorada por sus 25 años de Servicio a la Escuela Pública, otra educadora caibarienense de sumo prestigio: Esperanza Rivera Hernández le dedicó los versos que siguen.

“A Dora Carrasco en su condecoración”

¡Veinte de Mayo con Cuba Libre¡
todo alegría, todo emoción,
todo propicia, que el sol más brille,
en este día de conmoción.

A una maestra eficiente
muy consagrada y muy leal
en este día tan renaciente
por su labor, quieren premiar.
¡Veinticinco años, lleva de lucha¡
día tras día, de duro bregar,
toda una generación la escucha
para así, poderse preparar.

De exquisita alma femenina,
de suprema belleza singular,
a todos en sus penas anima,
y es, una madre ejemplar

¿Eres acaso gran Dora,
la de Gabriela Mistral?
¿La que todo el mundo añora
por su conducta ejemplar?

Esa medalla en tu pecho
que no conoce maldad,
ya que solo; el bien has hecho,
te dará felicidad………..

Eres buena compañera,
dulce fina y cariñosa
para todos lisonjera
y con todas extremosa.

Hoy todas tus compañeras,
contemplamos muy gozosas;
tus montañas mañaneras,
de lirios y blancas rosas.

Que tengas dicha infinita,
en tu paso por la vida
sé, que la Virgen bendita
siempre a gozar te convida.

Esperanza Rivera Hernández
Mayo 20/ 1959

Si desea felicitar a nuestra querida Dora por sus 100 años puede remitirse a:
Email: [email protected]
Teléfono: 42 - 363449

Comparte tu conocimiento y tus intereses con el mundo.

Publica un artículo →