El Secreto de las Dos Mentes.

Hoy te hablaré sobre el secreto de las dos mentes. Se dice que uno de los logros más importantes de la ciencia en este siglo es haber confirmado el hecho de que no tenemos una mente, tenemos dos mentes.

Msc.rafael Bestard Bizet
Msc.rafael Bestard Bizet
24 de enero · 647 palabras.
EL SECRETO DE LAS DOS MENTES.
AUTOR: MsC. Rafael Bestard Bizet
Psicoterapeuta y profesor de Psicología.
Hoy te hablaré sobre el secreto de las dos mentes. Se dice que uno de los logros más importantes de la ciencia en este siglo es haber confirmado el hecho de que no tenemos una mente, tenemos dos mentes. Tu cerebro está dividido en dos hemisferios, el derecho y el izquierdo. Y estos dos hemisferios tienen funciones diferentes. El hemisferio derecho es intuitivo, ilógico, irracional, poético, platónico, imaginativo, romántico, mítico, religioso; el hemisferio izquierdo es lógico, racional, matemático, aristotélico, científico y calculador. Estos dos hemisferios están constantemente en conflicto. Por eso en tu cerebro cargas con la misma división de la vida. Si puedes entender esta ramificación básica en tu árbol de la vida, entonces puedes entender todo el conflicto que sucede alrededor de ti y en tu interior.

El hemisferio izquierdo está más preocupado por los objetos: carros, dinero, casas, poder, prestigio. Es el hemisferio calculador, ve a la vida como simple matemáticas. El hemisferio derecho está más interesado en esa parte que la cultura ha denominado “la parte espiritual del hombre”. Está más interesado en el propio ser interior, en la paz interior, en la felicidad y menos preocupado por los objetos. Si llegan fácilmente, bien; si no llegan, también está bien. Está más preocupado por la poesía de la vida.

Lo que no logramos entender es que no importa la parte del cerebro que utilices; siempre estarás preocupado, siempre estarás en la búsqueda de algo. No importa que los tesoros que se busquen estén en la tierra o en el cielo, siempre estarás dividido del momento, del espacio presente donde transcurre tu vida. No importa que tus metas sean materiales o espirituales, siempre estarás más preocupado por el futuro y el pasado que por sentirte un todo único con todo lo que está pasando ahora.

Por eso existen dos maneras de vivir la vida, una: basándose en el cálculo y otra: basándose en la poesía, pero las dos te neurotizan porque todo se convierte en un lograr algo, en una medida que tienes que alcanzar. Todo se trata de una codicia. No importa que a una la disfraces con el nombre de “metas espirituales, santidad, iluminación, nirvana, etc.”.

Si tienes en cuenta que se ha confirmado que los niños hasta aproximadamente los 3 años, no potencian ninguno de estos hemisferios te darás cuenta del por qué son tan felices.

Cualquier hemisferio que utilices siempre estarás tratando de indagar, investigar, conocer el por qué de las cosas. Tratarás de darle un sentido a la vida. De ahí surgirán las religiones, las políticas, los maestros o gurús, los líderes y guías de todo tipo a los cuales acudirás para tratar de hallar la respuesta a la ancestral pregunta: ¿cómo vivir?

Pregúntate por un momento qué pasaría si en realidad todo partiera del simple hecho de que esa pregunta fuera inoperante, fuera una falacia, una quimera, una invención cultural para, precisamente, perpetuar el eterno estado de ansiedad en el que vive el hombre.

En realidad; ¿qué es lo que se busca?, ¿por qué hasta ahora no hemos encontrado las respuestas a los problemas humanos?, ¿por qué en el nombre de esa búsqueda espiritual el hombre vive inconforme e insatisfecho, aún cuando ha creado sistemas de creencias increíblemente imaginativos? Parece que algo debe andar mal. Y ese algo tiene que ver con el propio funcionamiento de las dos mentes.

Sólo si puedes permanecer silencioso, solo si no sale ninguna respuesta de ti, solo si dejas de buscar el cómo, solo si todo pensamiento que aparezca explota una vez engendrado, sabrás que no hay nada que buscar. Todo está aquí, todo siempre ha estado aquí.

Que la pases bien y que la paz sea contigo.

 
 

Comparte tu conocimiento y tus intereses con el mundo.

Publica un artículo →