Para aquellos que inician a tocar guitarra, les dejo unas cuantas consideraciones o aspectos básicos que deben seguir para acelerar su aprendizaje y evitar perder tiempo en prácticas erróneas e inevitables costumbres que perjudicarán el desempeño Si eres un principiante en tocar la guitarra pero guardas un inmenso deseo de llegar a convertirte en un verdadero maestro, en un Jimi Hendrix; pues primero que nada deberás establecer metas claras para que pueda crear un vínculo fuerte entre ellas y tus lecciones de guitarra, de lo contrario te encontrarás dándote por vencido más rápido de lo que imaginas. Lo que te espera no es labor sencilla, así que una vez tu mente esté decidida y centrada alrededor de un objetivo claro, habrás completado la primera difícil etapa y muy probablemente tengas lo que se requiere para convertirte en ese verdadero maestro guitarrista.

Algunos consejos fundamentales que pueden servirte si recién comienzas:

Un punto muy importante, y que probablemente sorprenda mucho a quienes recién comienzan... es más difícil tocar despacio una pieza musical que tocarla rápido. El tiempo y ritmo es lo que separa a las personas que pueden "tocar una guitarra" y a los verdaderos músicos, y tú no podrás ser considerado un buen músico si tu tiempo es inexistente (al tocar la guitarra). Aprende a tocar despacio una pieza, y luego gradualmente podrás incrementar la velocidad a medida que mejoras tu rendimiento. Comienza fuerte, establece tu estilo, estampa tu marca, ten a tu guía cerca, haz lo que quieras pero siempre asegúrate que tu tiempo sea bueno y consistente.

Mantén la concentración cada segundo en todo acorde que ejecutas: es muy común que cuando presionas una cuerda contra el diapasón, alguna otra sección de tu mano tienda a tocar una cuerda vecina, originando un desagradable zumbido. La clave para evitar esto es visualizar que tus dedos se encuentran realizando un estirón imposible y que deberás mantenerte enfocado en ello si no quieres estropear la nota, luego con el paso del tiempo se volverán flexibles (tus dedos) y la posición se vuelve mucho más cómoda. Es muy desalentador al inicio cuando la posición parece tan difícil de mantener y de recordar, pero luego de muchas (y me refiero a muchas) repeticiones, y mucha práctica; se vuelve algo natural. No te apresures, recuerda que la paciencia es parte del juego.

También es importante recordar que lo fundamental que debes realizar es escoger al mejor curso o maestro y asegurarte que sea ampliamente profesional. Tienes el derecho de elegir un mentor, ya sea que estés pagando por tus lecciones o las estés estudiando gratuitamente. Investiga los antecedentes de tu maestro o curso que estás tomando: ¿Realmente es un experto? ¿Cuánta experiencia tiene(n)? ¿Será un buen maestro? ¿Es el curso que más me hará desarrollarme o me estancará?

Ten claras las bases, practica, toma lo que necesitas y deja de lado lo que te distrae; y la agilidad vendrá por sí sola con el tiempo.

Daniel Ramos, Licenciado en Sistemas Informáticos y Especializado en Diseño Web

www.AprenderGuitarraOnline.com