Los motores de búsqueda quieren que tu sitio tenga "buen contenido" para darte un buen lugar. El problema es saber si lo que tienes es buen contenido o no.  Algo que los motores de búsqueda siempre han querido es buen contenido. Mientras mejor contenido muestren en los resultados de las búsquedas, más probabilidades hay de que los sigan utilizando en el futuro.

El problema es que, como se puede ganar dinero en Internet, desde hace tiempo se utilizan muchos trucos para tratar de subir en los resultados sin necesidad de tener buen contenido. Eso era posible porque los motores de búsqueda no tienen manera de saber qué es buen contenido.

Pueden ver si hay errores, si hay faltas de ortografía, de semántica o si está en el idioma correcto, pero nada más. ¿Cómo puede saber un robot si un contenido es aburrido o no? Eso es para el usuario. Sin embargo, hay algunos puntos que pueden ayudarte:

La presentación de tu contenido. Aunque escribas una pieza literaria que pueda pasar a la historia como “el mejor contenido jamás escrito”, de nada sirve si no está presentado correctamente.

El cómo presentes tu contenido en tu sitio es muy importante. Si hay muchos anuncios, colores y cosas estorbando, puede considerarse que solo escribes para conseguir algo de dinero.

Esto no es necesariamente malo, pero como surgieron miles de Sitios MFA (MFA o Made For Adsense) o hechos solo para Adsense, Google incluyó como factor de relevancia el porcentaje de contenido/anuncios que tiene tu sitio o blog.

Además, un contenido presentado en un diseño agradable tiene mejor resultado que solo letras hechas bola en la pantalla.

Cómo reacciona tu audiencia. Si el contenido es bueno, los visitantes lo leen. Siguiendo esa línea de pensamiento, los motores de búsqueda pueden saber cuánto tiempo pasa un visitante en tu sitio.

Si solo lo ve y se va, genera un punto más en un numerito llamado porcentaje de rebote (bounce rate) y eso habla mal de ti.

Si el contenido es de utilidad para los usuarios, estos pasarán más tiempo en tu sitio o seguirán tus recomendaciones, lo que implica que el contenido es bueno.

Por eso es necesario ver qué quiere tu audiencia para que la mayoría de tus páginas tengan algo que la gente quiera.

Que tanto circula tu contenido. Antes solo se podía compartir el contenido de un sitio por correo o por medio de enlaces hacia él.

Hoy en día las redes sociales se encargan de dar “votos” para lo que, según los visitantes, vale la pena. Si lo único que haces es juntar un montón de letras y ponerlas en la red, difícilmente habrá gente que lo comparta.

La falta de interacción de tu audiencia puede ser una sugerencia de mal contenido.


Así que, para evitar que los motores de búsqueda consideren que tienes mal contenido, hay que cuidar la presentación, estudiar a tu audiencia para darle lo que quiere y utilizar las redes sociales para compartir y promover tu contenido.

Tal vez las cosas estén un poco más complicadas ahora, pero si es una forma de quitar las páginas con contenido generado, duplicado y traducido, es buena señal.



 Descubre cómo utilizar tu contenido para ganar dinero en Internet. Visita www.comoganardineroxinternet.com y empieza tu propio negocio en línea.