Todos aquellos que quieran impulsar su negocio de la mejor manera no tienen más opción que recurrir al telemarketing, un modo esencial de darse a conocer y de ampliar la cartera de clientes de forma exponencial

Por: Sandra Martínez

Hoy en día todo pasa por Internet, de eso no cabe la menor duda. Aquella empresa que no tenga en cuenta esta premisa puede verse tragada por la actual situación de postración económica a que nos conduce la existencia de una crisis económica profunda y demasiado duradera. Según los últimos datos, parece ser que no saldremos de ella hasta el año 2014, lo que prolongaría aún más los esfuerzos que hemos de hacer y los recortes que se están produciendo, los cuales impiden la puesta en marcha de políticas sociales de amplio espectro.
Sin embargo todavía quedan herramientas que posibilitan la utilización de formatos específicos que potencian un negocio o una empresa, y una de ellas es la publicidad online. Da igual que usemos un listado de empresas españolas o que creemos una página Web en la que incluir nuestra propuesta y potenciar la venta online, todo es absolutamente necesario para que aquellas personas que buscan algo determinado terminen encontrándonos.
Ahora mismo no recordamos quién afirmó que Internet era el futuro, pero resulta claro y notorio que ya es el presente. Si miramos cualquier estadística sobre el particular veremos que el crecimiento que experimenta este tipo de ventas no hace sino crecer de forma evidente con cada año que pasa, así que resistirse a recurrir a este tipo de publicidad no es demasiado inteligente que digamos, la verdad. Es mucho más práctico unirse a la corriente y poner en marcha un formato online de nuestra propuesta profesional.
Sabemos que al principio el asunto es complicado de llevar a cabo, porque siempre quedan dudas sobre la efectividad de la publicidad online y de todo lo que conlleva confiar en un directorio de empresas como forma de llegar a un número mayor de posibles compradores. Lo mismo ocurre cuando ponemos en marcha una página Web, muchos son los que no terminan de verlo claro. Pero se hace más evidente que nunca que los formatos de negocio de hoy en día no pueden prescindir de las tres W, por eso te queremos animar a que comiences a transitar la senda virtual, porque de esta manera tendrás las mejores herramientas para que tu PYME sea viable y pueda resistir el embate de una crisis traicionera y total. Así, cuando pase la tormenta (esperemos que algún día lo haga) no tendrás más remedio que admitir que has hecho lo correcto, porque fortalecerse en tiempos malos es la mejor manera para florecer en épocas benignas.


listado de empresas españolas