Vivir en Tiempos Posdemocráticos (catálisis Sistémica)

En el siglo XXI, especialmente a partir de la crisis iniciada en el 2008, se ha catalizado, es decir ha precipitado, la puesta en marcha de diversos mecanismos que, en algún post anterior, he descrito como generadores del capitalismo gaseoso (el sistema se sublima y ya no pasa por la fase liquida

Albert Perez Novell
Albert Perez Novell
14 de abril · 609 palabras.
聽En este siglo XXI, especialmente a partir de la crisis iniciada en el 2008, se ha catalizado, es decir ha precipitado, la puesta en marcha de diversos mecanismos que, en alg煤n post anterior, he descrito como generadores del capitalismo gaseoso (el sistema se sublima y ya no pasa por la fase liquida que describe Bauman).

En los procesos de catalizaci贸n qu铆mica existe un componente (el catalizador) que siempre permanece inalterable, mientras que el resto reaccionan y se precipitan hacia un cambio r谩pido.

El elemento catalizador inalterable es, sin duda, el capital, que, por una parte amparado ideol贸gicamente en el contexto hegem贸nico neoliberal, y por otra, liberado de sus cors茅s f铆sicos, transmutado en pura informaci贸n, es capaz de circular y replicarse a la velocidad de la luz, convirtiendo al planeta en un solo mercado (24/365), que debe funcionar con las nuevas reglas que marca el capitalismo gaseoso.

Detalle de las caracter铆sticas:聽

Orientaci贸n de los flujos de capitales en la direcci贸n Norte - Norte
Dominio absoluto del sistema por el capital financiero, a trav茅s de los bancos transnacionales.
Arquitectura financiera donde la direcci贸n es ejercida por el FMI, el BM, o el BCE en Europa, que trazan las pol铆ticas econ贸micas y monetario 鈥 financieras.
Preponderancia del capital especulativo sobre el productivo.
Utilizaci贸n de la deuda externa como mecanismo e instrumento de negociaci贸n e imposici贸n de las pol铆ticas de ajuste neoliberal.
Lo pol铆tico al servicio de lo econ贸mico.
Descr茅dito de los pol铆ticos, corrupci贸n y crisis de la representaci贸n.
El Neoliberalismo, en este escenario posdemocr谩tico ha dejado de ser s贸lo una forma de relacionarse con el mercado, de regularlo o des-regularlo y se ha convertido en el n煤cleo b谩sico, en el 煤nico modelo, sobre cuya l贸gica gira todo el sistema, en lo econ贸mico, en lo pol铆tico y en lo social.

En este modelo, las instituciones estatales y los mecanismos pol铆ticos que gestaron despu茅s de la 2陋 guerra mundial, lo que en Europa se ha llamado el Estado del Bienestar, son obst谩culos que necesariamente deben desaparecer para que la cat谩lisis del sistema funcione y se adapte a este nuevo orden mundial.

Si nos fijamos, todo esto afecta a lo micro del comportamiento pol铆tico, vemos como se presentan las situaciones en esta fase de transici贸n pos-democr谩tica, en la que a煤n conviven formas de representaci贸n cl谩sicas, con otras formas de ejercicio que distan mucho de lo que hasta ahora entend铆amos como reglas del comportamiento pol铆tico.

驴Que pasa?:

Cuando los partidos pol铆ticos han perdido su base social y parecen m谩s 鈥渆xpertos en marketing鈥 que otra cosa.
Cuando la tendencia en el mundo occidentalizado es a la generalizaci贸n del zynikerpolitik, el 鈥渃inismo pol铆tico鈥, como la 煤nica forma de ejercer la pol铆tica.
Cuando democracia y corrupci贸n se nos presentan, interesadamente, como las dos caras de una misma moneda.
Cuando asistimos a la transmutaci贸n del debate pol铆tico por el scoop en prime-time de la televisi贸n. ( debate Congreso de los Diputados / Esquerra Republicana, expulsi贸n).

Cuando la crisis de la representaci贸n es m谩s evidente que nunca.
Cuando los c贸micos son capaces de igualar o superar resultados de los partidos de amplia tradici贸n, (Beppe Grillo).
Cuando hasta las monjas contemplativas, nos transmiten m谩s credibilidad y los percibimos como m谩s representativos que los pol铆ticos al uso (mejor dicho al desuso).

Lo que pasa, es que ya no estamos en el modelo anterior, la cat谩lisis ha terminado y sin darnos cuenta hemos traspasado la puerta de Alicia y el hombre de hojalata, sin coraz贸n, nos aguarda.
Recomiendo leer a Colin Crouch cuyo libro Post-Democracy ha inspirado este post.
Albert P茅rez Novell

Comparte tu conocimiento y tus intereses con el mundo.

Publica un artículo →