Si uno de sus propósitos para el año 2014 es gastar menos dinero en productos de belleza, estás de suerte. Hay innumerables maneras de ahorrar dinero en los productos de belleza durante todo el año; estos son algunos trucos que te pueden resultar de utilidad

Si uno de sus propósitos para el año 2014 es gastar menos dinero en productos de belleza, estás de suerte. Aunque constantemente nos encontramos tentadas de derrochar en el último color de pintalabios o en una máscara para reparar el cabello dañado, hay innumerables maneras de ahorrar dinero en los productos de belleza durante todo el año; estos son algunos que te pueden resultar de utilidad:


Comprar productos de calidad


La teoría detrás de esto es que si compras un producto de calidad, te durará mucho más que una imitación barata. Del mismo modo que invertir en una pieza de ropa de calidad te ahorrará dinero a largo plazo (en lugar de comprar varios productos más baratos que se suman la misma cantidad de todos modos), una mejor calidad en un producto de belleza te permitirá ahorrar a largo plazo, confía en las marcas de referencia.


Devolver los colores mal elegidos


Preguntar siempre acerca de la política de devolución antes de comprar un producto, aunque hay que saber que no podrás devolver un producto, una vez que abres el envase. Si compras una base y es el color incorrecto para tu tono de piel, no pierdas el dinero por no poder devolver algo que nunca utilizarás.


Comprar a granel y repartir el coste


Puede que no necesites seis desodorantes, bálsamos labiales o maquinillas de afeitar de una vez, pero comprar a granel y dividir el costo con tus amigas ayudará a reducir el total de dinero que te gastes. Esto es especialmente útil cuando compras en sitios web donde puedes optar a descuentos, envió gratuito, o regalos cuando compras una determinada cantidad.


Aprovechar productos multi-uso


Busca los productos que sirven para más de un propósito (manchas de labio y manchas solares, acondicionador y champú 2-en-1, tu plancha de pelo que también puede crear rizos) si lo haces bien, comprarás menos y aun así obtendrás la misma calidad de resultados.


Sólo utilizar los productos tantas veces como las necesites


Esa indicación de "enjabone, enjuague y repita" que aparece en la parte posterior de todas las botellas de champú. Es falsa, y estás utilizando el doble de la cantidad de champú cada vez que te lavas el pelo, no necesitas lavarte el pelo dos veces siempre, por lo que no necesitarás comprar champú tan a menudo. Teniendo en cuenta que solamente se debe lavar el pelo una vez cada dos días, podrás ahorrar comprando menos. Cuando se trata de maquillaje, tómate un día libre sin maquillarte a la semana estarás dando a tu cartera y a tu cara un respiro.


Obtener recompensas


En las farmacias y tiendas de belleza, suelen realizar programas de fidelización del cliente, con algunas recompensas increíbles. Por ejemplo, ofertas 3x2, la segunda unidad a mitad de precio o con productos de muestra y envíos gratuitos.


Hacer durar tus productos


Almacenar el esmalte de uñas en la nevera, limpiar tus brochas de maquillaje semanalmente y no hundas la varita del rímel en el tubo (esto hace que introduzcas más aire en el tubo, secándolo más rápido) todos estos trucos harán que tus productos duren más. No pierdas tu tiempo y dinero, por tirar un producto cuando podría haber durado más.

Recuerda: confía en marcas de referencia como la roche posay, avene, somatoline... Compra formatos grandes, conserva adecuadamente tus productos, utilízalos según tus necesidades personales, realiza compras conjuntas y asegúrate de que tienen una buena política de devoluciones. Si tienes cualquier duda no dudes en visitar nuestra web, estaremos encantados de atenderte en farmacia-frias.com