Hay ocasiones que se presenta la finalización de un contrato laboral con la empresa en que se venía laborando, y entonces te enfrentas a la disyuntiva de ¿qué hacer?

Por: Alejandra Villegas

 Hay ocasiones que se presenta la finalización de un contrato laboral con la empresa en que se venía laborando, y entonces te enfrentas a la disyuntiva de ¿qué hacer? ¿Buscar empleo en otra empresa bajo las mismas condiciones laborales, bajo el régimen de empleado? ¿Convertirte en el empresario que siempre soñaste? o volverte un trabajador independiente: freelance.

Todos habremos escuchado en varias oportunidades el término: Freelance, para los que aun no tienen claro de que trata esta forma de trabajo, les tengo una definición del trabajo freelance:

"Se denomina trabajador freelance o freelancer (o trabajador autónomo, e independiente) a la persona cuya actividad consiste en realizar trabajos propios de forma independiente, para terceros que requieren sus servicios para tareas determinadas, que no son pagadas de acuerdo al tiempo empleado sino del resultado obtenido, sin que las dos partes contraigan obligación de continuar la relación más allá del encargo realizado" Wikipedia.

Esto quiere decir que el diseñador es el que se encarga de administrar sus horarios y de pactar una fecha de entrega, no está sujeto a ningún tipo de contrato y puede realizar varios trabajos para distintas empresas, cobrando por proyectos realizados o diseños aprobados.

Cada día hay más personas trabajando freelance y la tendencia es que este tipo de trabajo aumente mucho en los próximos años. Con la cantidad de delincuencia que encontramos en las calles, así como el desempleo, ¿quién no ha soñado con tener un trabajo desde casa por internet?

Hoy día el trabajo freelance se hace cada vez más viable ya que el costo de una línea de Internet se hace más barato. Esto ha permitido que cada vez un número mayor de personas tenga acceso a la red, desde la comodidad de su casa. De allí que se pueda ofrecer servicios a una amplia clientela alrededor del Globo.


Si estás considerando adentrarte en el mundo del trabajo freelance entonces es necesario que tengas en mente que como todo trabajo, tiene sus ventajas pero también sus desventajas.

Voy a aclarar, que si bien muchos factores que mencionaré pueden ser ventajas para algunos, pueden ser lo contrario para otros.

Ventajas del freelance.

1. La primera ventaja y más obvia es que tienes la posibilidad de planear y definir tu horario de trabajo. Ser freelance tiene esta ventaja, ¡puedes decidir que día de la semana la dedicas a resolver trámites necesarios de hacer personalmente!


2. ¿Qué pasa si eres estudiante y no puedes empatar tu horario de la universidad con el horario de un trabajo para estudiantes? Bueno, ser freelance te permite poder definir tiempos y días para desarrollar esa experiencia profesional que tanto se requiere cuando acabas tu carrera.



3. Este tipo de trabajo es mejor retribuido que el asalariado, por lo que los ingresos pueden ser superiores a los que tenías.

4. Tienes la posibilidad de elegir la(s) empresa(s) para las cuales puedes trabajar.

5. Algunas actividades pueden realizarse desde casa, por lo que con una buena organización de tus horarios podrás disponer de mayor tiempo para dedicarlo a la familia o simplemente para relajarte y trabajar más cómodamente.

6. Disminución de gastos: Como no va a tener que usar tanto el carro (a menos que ahora utilice su tiempo libre para pasear) usted tendrá al menos 3 beneficios inmediatos: gastarás menos en gasolina, menos gastos de mantenimiento, su auto se mantendrá siempre en perfectas condiciones. Cuando usted ahorre suficiente para tener un carro nuevo, podrá conseguir un buen precio para el carro usado. Hablemos también del ahorro que tendrás al no tener que comprar comidas caras en los restaurantes y otros gastos gastos relacionados con salir de casa.

Ahora bien, como no todo es siempre color de rosa, veremos algunos de los inconvenientes del trabajo freelance.

Desventajas del freelance.

1. Cuando tenías un empleo de tiempo completo bajo el régimen asalariado, tenías segura la fecha de pago y el monto del cual podrías disponer para cubrir tus gastos, ésta es una de las principales desventajas. Debido a que los contratos bajo las cuales laboras tienen una duración específica, habrá ocasiones que dispongas de menos dinero o no lo tengas disponible en los momentos en que los requerirías.

2. Hay fluctuaciones en las fechas en las que conseguirás trabajo, y ello dependerá, por supuesto, del tipo de actividad que realices.

3. Trabajar para muchos “jefes”, tiene sus inconvenientes. Algunos de ellos son: pérdida de tiempo debido al traslado a las empresas en las que prestas servicios, incremento de gastos por este concepto, cubrir todos los papeleos y documentos requeridos por cada empresa o trabajo.

4. Otra gran desventaja es carecer de las prestaciones laborales de las que normalmente gozas al ser empleado.

5. Dificultad en mantener el enfoque del trabajo: el ambiente doméstico, el internet así como otras distracciones y tentaciones podría afectar su productividad. Es recomendable en este caso apartar el ambiente de trabajo de este tipo de distracciones.

6. Horarios: Es importante tener bien definidas las horas que se va a permanecer online. Evitando madrugarse y trabajar demasiado. Todo ser humano necesita del descanso y este tiene que estar bien programado.

Conclusión

Trabajar desde casa puede mejorar grandemente el desempeño del trabajador, acortar los costos tanto para la empresa como para el freelance. Sin embargo este último tiene que ser responsable si quiere tener el perfil correcto en el desarrollo de todas sus actividades.
empleo freelance, trabajo desde casa por internet, trabajo freelance